ES

Cádiz, Andalucia

Tierra de remotos orígenes y testigo de diversas culturas, Cádiz muestra infinitos contrastes por su geografía, entre el mar y la montaña.

Si de la costa hablamos, en sus casi 300 Km de longitud, bañados por el Atlántico y el Mediterráneo, se encuentran localidades como Sanlucar de Barrameda, Chipiona, Rota, el Puerto de Santa Maria, Cádiz, Algeciras o la Línea de la Concepción, afamados enclaves turísticos donde se concentra proporcionalmente la mayor parte de la población.

Esta provincia posee, además, una gran extensión de marismas, localizadas principalmente en la desembocadura del Guadalete, aunque también existen en la de los ríos Guadiaro y Barbate, donde se halla, asimismo, el espacio natural de los acantilados y pinares de Barbate.

También en la bahía de Cádiz, parque natural que a pesar de estar situada en un espacio muy urbanizado conserva marismas, salinas y plantaciones forestales de pinos que sirven de refugio a las aves.

En el interior encontramos extensas campiñas, fundamentalmente por la zona de Jerez y de Arcos de la Frontera, y abruptas sierras, localizadas principalmente al norte de la provincia. Es aquí donde surgen pequeños enclaves que llaman la atención entre los montes por la luz que irradian: son los llamados Pueblos Blancos, entre los que cabe citar algunos como Algodonales, Villamartin, Ubrique, Grazalema...

Se llega así a la Sierra de Grazalema, enclavada en el parque natural al que da nombre.

Finalmente, otro espacio protegido dentro de la provincia es el de Los Alcornocales, en la zona este, que cuenta con la mayor masa de alcornoques de Europa.

Gastronomia de Cádiz

Jerez, gracias en parte a sus vinos, pasa por ser una de las ciudades españolas donde mejor se guisa. Los mariscos, la caza o los vegetales, cuando reciben el toque de gracia "al Jerez" se elevan a la categoría de manjares exquisitos.

Perdiz, timbal de langostinos y fondos de alcachofas al Jerez son solo algunos de los innumerables platos en los que la excelencia de la gastronomía gaditana queda acreditada.

En los postres abundan las exquisiteces, tales como el tocino de cielo, las alpisteras de Sanlucar, los amarguillos de Grazalema, los alfajores de Medina Sidonia...

Fiestas de Cádiz

Carnavales : Febrero. Han sido declarados de Interés Turístico. En el teatro Manuel de Falla se desarrolla el Concurso de Coros, Comparsas y Chirigotas.

Semana Santa : Resulta muy interesante presenciar los desfiles procesionales. Corpus Christi: Fiesta religiosa de gran arraigo en la ciudad, con procesión solemne de la artística custodia realizada por Antonio Suárez en el S.XVIII.

Velada de los ángeles : Ultima semana de Julio.

Feria tradicional andaluza : Bailes por sevillanas y casetas.

Festival Internacional de Teatro : Otoño.

El Convento de Santo Domingo

Este convento es obra de los siglos XVII y XVIII, fecha en que se concluyo con la finalización del claustro, y presenta muestras tanto del manierismo como del barroco. En su interior se custodia la imagen de la Virgen del Rosario, patrona de Cádiz, y otra efigie suya, La Galeona, que era la que llevaban en sus barcos los marinos para los viajes a las Indias y hoy porta el buque escuela "Juan Sebastián Elcano".

El Ayuntamiento de Cadiz

Este edificio, sito en la plaza más amplia del casco histórico, termino de construirse en el siglo XIX, en el periodo de mayor esplendor histórico de esta ciudad. En su fachada se mezclan los estilos neoclásico e isabelino.

Iglesia de la Santa Cruz

Se trata del primer templo catedralicio de la ciudad, levantado sobre una primitiva iglesia construida en 1263 por orden de Alfonso X el Sabio. En 1596 fue saqueado y destruido en el ataque anglo-holandés de ese año, aunque queden algunos vestigios góticos, como el arco de entrada y la bóveda de la capilla bautismal. A comienzos del XVII se acometió su reconstrucción, configurando una iglesia de gran sobriedad. Destacan, en su interior, las esculturas de Alonso Martínez y la capilla de los Genoveses.

Catedral Nueva Museo de la Catedral

El periodo de construcción de este colosal edificio de piedra blanca fue muy dilatado, pues se inicio en 1722 y no se termino hasta 1838. Esta es la causa de que en ella convivan diferentes estilos, como el barroco o el neoclasicismo, manifestación del hacer de sus diferentes arquitectos, como Vicente Acero, Torcuato Cayon o Juan Daura. En el exterior destaca la fachada principal, que es neoclásica, con tres pórticos y precedida de una amplia escalinata.

Completan la portada dos esbeltas torres también clasicistas, rematada cada una de ellas con una cúpula que alberga el campanario. La estructura interior sigue el trazado clásico de planta de cruz latina con tres naves, girola y capillas centrales. Como elementos artísticos importantes están el altar mayor, clasicista, y el coro, barroco, cerrado por una reja decimonónica pero de estilo renacentista. Entre los artistas que tienen aquí alguna pintura o escultura están los nombres de Martínez Montañés, La Roldana, famosa imaginería Sevillana del S. XVII, Arce y Mariano Benlliure. Y en esta Catedral Nueva, concretamente en su cripta, reposan los restos de uno de nuestros más renombrados músicos, el gaditano Manuel de Falla.

Detrás del templo se encuentra el Museo Catedralicio, que alberga un importante tesoro en el que destacan algunas custodias, como la que se considera la mas alta del país (sobrepasa los 3m), objetos litúrgicos de gran valor, cuadros, joyas, bordados o trabajos de marfil.

Hospital de Mujeres

La actual sede del Obispado es uno de los edificios más representativos del barroco gaditano, de mediados del S. XVIII, obra de Luis de San Martín. Exteriormente puede apreciarse la ornamentación de su artística fachada; en el interior, ademas del bello patio, dividido en dos por una escalera imperial con seis tramos dobles, merece la pena detenerse en su capilla, donde entre diversas esculturas diociochescas se expone el cuadro Extasis de San Francisco, de El Greco.

Torre de Tavira

Situada en la casa-palacio de los marqueses de Recaño, es una torre-mirador barroca del S. XVIII. En 1993 se instalo una cámara oscura de curiosos efectos.

Museo Historico Municipal de Cádiz

En sus salas se recuerda la historia local de Cádiz: el sitio de ls tropas napoleonicas y la Constitucion de 1812. Hay una maqueta de la ciudad, en caoba, realizada en el S. XVIII.

Oratorio de San Felipe Neri

Este hermoso templo fue construido en el S. XVIII en estilo barroco andaluz y con planta elíptica. Además de su belleza arquitectónica, posee un innegable valor histórico, pues fue el escenario donde las Cortes Generales, aquí reunidas, redactaron la ya mítica Constitución de 1812. En su interior conserva una Inmaculada de Murillo que corona su retablo mayor.

Casa Palacio de Mora

Entre los diversos edificios que adornan esta calle, esta este palacio de estilo isabelino, proyectado por Juan de la Vega y erigido en el año 1862. Se mantiene, tanto en su fachada como en su interior, la decoración y el ambiente de la época.

Oratorio de la Santa Cueva

La iglesia, construida a finales del siglo XVIII, presenta planta elíptica sobre la que se asientan dos estancias superpuestas: el sotano, en el que hay un oratorio, y la capilla propiamente dicha. En esta ultima pueden contemplarse tanto los relieves realizados por Cosme Velásquez como tres pinturas de Goya: La santa cena, El milagroi de los panes y los peces y El convite de bodas.

Museo de Cádiz

El actual Museo de Cádiz es el resultado de la fusión de los anteriores museos de Bellas Artes y Arqueológico. Esta dividido en tres plantas, dedicadas cada una de ellas a diferentes manifestaciones artísticas. En la planta baja se halla la sección de Arqueología, en la que pueden observarse piezas de orfebrería y diversos útiles, así como estatuas romanas e incluso sarcófagos fenicios. En la primera planta esta la pinacoteca, dividida en varias salas en las que se muestran las obras de diferentes maestros de diversas escuelas pictóricas, desde la andaluza del XVII (con telas de Zurbaran o Murillo) a las románticas y contemporáneas, incluyendo a pintores italianos y holandeses del XVII.

En la tercera planta, la dedicada a la Etnología, lo más llamativo es la colección de títeres de la Tía Norica, tradicionales figuras de un teatro popular gaditano del S. XIX aunque también se exponen diversos trabajos de artesanía.

Español
Inglés

ACTUALIZAR Traducción
CERRAR
  Refrescar página